Home / Opinión / #OPINIÓN // Las resistencias a la libre determinación indígena en Michoacán

#OPINIÓN // Las resistencias a la libre determinación indígena en Michoacán

Engels Contreras Piña

Hay un fenómeno político en Michoacán que está transformando la forma en que se concibe y gestiona la política y la administración pública. Me refiero a los procesos de autonomía y libre determinación de los pueblos y comunidades indígenas que se construyen a través de las consultas previas, libres e informadas.

No es nuevo que estos procesos causen incontables molestias, resistencias y prejuicios por parte de algunas personas, estructuras o instituciones del Estado. Ejemplos hay muchos, por citar algunos podemos mencionar el proceso de los acuerdos de San Andrés pasando por la reforma de 2001 en materia indígena, hasta Cherán y Pichátaro en Michoacán.

En lo particular quiero referirme al acuerdo que aprobó por mayoría el Consejo General del Instituto Electoral de Michoacán, el día 24 de agosto de 2021, referente al proceso de consulta en la comunidad indígena de Angahuan para que esta comunidad pueda ejercer el presupuesto público que le corresponde de manera directa. Este acuerdo soslaya el principio de autogestión de las consultas indígenas y pretende imponer un modelo de consulta que restringe y desconoce lo ya reconocido en los instrumentos internacionales como en la propia legislación con sede nacional respecto a los parámetros para llevar a cabo dichas consultas indígenas.

Parte del conflicto que genera este acuerdo reviste en la discrepancia que hay sobre a quien o quienes se tiene que consultar en dicho proceso de consulta. Las autoridades comunales amparadas en su sistema normativo interno además de reglamentos y legislación estatal, así como en tratados internacionales, solicitaron que la consulta para obtener y ejecutar los recursos públicos que le corresponden se hiciera a través de sus autoridades representativas. La autoridad administrativa electoral local estableció el criterio de que esta consulta tiene que ser necesariamente a través de la asamblea general, o a toda la comunidad, amparados solo en la nueva ley orgánica municipal del estado de Michoacán.

Este asunto parecía un criterio superado, pues ya hay criterios jurisdiccionales y antecedentes, además de que existen los preceptos legales en el derecho formalmente legislado que reconoce que las consultas pueden ser a través de los representantes de las comunidades indígenas. Aun con esto, la mayoría de las Consejeras y Consejeros electorales del IEM optaron por imponer un criterio propio estableciendo que la consulta en el caso de Angahuan tenía que ser necesariamente a través de la asamblea general.

Parece un despropósito el plantear la existencia de un modelo de consulta nuevo en donde la autoridad administrativa electoral interpreta la norma e impone parte fundamental de la metodología en la consulta solicitada por las autoridades tradicionales de la comunidad de Angahuan. Violando así lo establecido en su propio reglamento de consultas, en la Ley de Mecanismos de Participación Ciudadana del estado, y en diversos criterios jurisdiccionales, además de tratados internacionales en los que se reconoce la libre determinación y autogestión de los pueblos para organizar las consultas previas, libres e informadas.

En lo particular, mis convicciones son que efectivamente se hicieran las consultas previas libres e informadas a toda la comunidad, donde todas y cada una y uno de los habitantes de esos pueblos participen en tal decisión. Sin embargo, no se trata de lo que yo quiera, ni de los caprichos e interpretaciones de algunas instituciones, sino de lo que ya está reconocido en la norma, en los principios y criterios establecidos en el derecho formalmente legislado, así como en el ethos comunal y en los sistemas normativos indígenas. Porque precisamente es la estructura del pensamiento alineado al monismo jurídico y no pluralista, el que ha representado un obstáculo en la consolidación de los procesos de autonomía y libre determinación indígena, al pretender imponer parámetros injerencistas, desconociendo y rechazando sus formas de auto organización y cosmovisión.

Solo me resta decir que el sinuoso camino que los pueblos y comunidades indígenas han recorrido para lograr su autonomía y libre determinación hoy enfrenta un obstáculo más, que seguramente como la historia ya lo ha determinado, ¡vencerán!

Engels Contreras Piña.
Maestro en derecho procesal constitucional. Candidato a maestro en derecho electoral. facebook.com/engels.contreraspina

About Meta Política

Check Also

#ENTRELÍNEAS // ¿Incondicional de Silvano a Comunicación del Congreso?

Una de las áreas más oscuras y poco transparentes de la administración saliente de Silvano Aureoles Conejo ha sido la de la Coordinación General de Comunicación Social, y con todo esto, el Partido de la Revolución Democrática (PRD) perfila a quien fuera la artífice de la operatividad de esa área, Julieta López Bautista, para que encabece la coordinación de comunicación, pero ahora del Congreso del Estado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *