Home / Opinión / #ENTRELÍNEAS / Designaciones, entre el fraude y las “Cortinas de Humo”

#ENTRELÍNEAS / Designaciones, entre el fraude y las “Cortinas de Humo”

Héctor Tapia

Ejemplos como la sesión extraordinaria que se libró en el Congreso del Estado no deben pasar al olvido, deben convertirse en un ejemplo de lo que se debe eliminar y erradicar de la vida pública y política del estado, el desaseo y las prácticas deshonestas y fraudulentas no deben permitirse en un Poder como el Legislativo, de hecho en ningún ámbito.

Sí, es un escándalo, o debería verse así, que quienes aprueban las leyes en Michoacán asuman papeles vergonzosos y poco éticos como embarazar urnas para enrarecer y enturbiar un proceso como el de la selección de quien asumirá la presidencia de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH).

Pero también debería ser un escándalo público que quien sí logró tomar protesta como Auditor Superior de Michoacán (ASM) tenga tanta cercanía con el actual gobernador Silvano Aureoles Conejo, de quien fue funcionario en Tesorería municipal en el periodo de gobierno en que el actual mandatario era presidente municipal de Zitácuaro.

¿Pero por qué debería escandalizar?, quizá sí tiene todas las credenciales y preparación para asumir una posición de este tamaño, como lo es el de la Fiscalización del ejercicio de los recursos en el estado, pero justamente ese es el problema; no las funciones, sino que queda en entredicho el papel que habrá de asumir el ahora titular de la ASM, si por compadrazgos o amiguismos se habrá de detener a la hora de revisar a su ex jefe en las cuentas públicas.

Silvano Aureoles ya no estará al frente del ejecutivo. Pero existe la percepción, es vox populi, a partir de dudas razonables, de que el titular del Ejecutivo se está blindando las espaldas.

Ya hay alguien de sus enteras confianzas en la Fiscalía General del Estado, también en el Sistema Estatal Anticorrupción hay perfiles allegados a su proyecto político, o cuando menos así ha sido señalado; lo hay en el Tribunal de Justicia Administrativa, otro espacio donde su función es prioritaria para la lucha contra la corrupción, y ahora también en la ASM.

El nuevo auditor estará al frente del cargo por 7 años, los que restan de esta administración, y parte de la siguiente. De ahí las dudas razonables entorno a esta designación.

En términos de pesos y contrapesos de los organismos autónomos para muchos, por su mismo objeto de existencia, tiene mayor peso la ASM que la CEDH; ambos son fundamentales, cierto, pero en términos reales para someter a escrutinio público el ejercicio de un gobernante el papel de la Auditoría es fundamental, porque revisa a fondo cómo se gastaron los recursos, quiénes se beneficiaron, quiénes tomaron las decisiones.

Por ello, al hacer este comparativo, uno se pregunta ¿a quién beneficia el escándalo en el proceso de selección del Ombudsman?.  

En primera instancia uno puede llegar a pensar que beneficia a quienes no están en la terna con el apoyo de que quienes cometieron el fraude o embarazo de la urna, con la finalidad de “tronar” la terna para que se planteara otra.

Pero bajo el panorama expuesto en los primeros párrafos de este análisis, surge una posibilidad adicional: beneficia a que no se ponga sobre la discusión la designación planchada de un Auditor carnal, que se olvide, que quede ahí, sin hacer ruido. Por la importancia de esta posición en el entramado de la lucha contra la corrupción.

En el juego de pesos y contrapesos entre las fracciones parlamentarias hay chamaqueados en estas dos designaciones, pero hay también quienes han buscado, a partir de asumirse como pescadores, revolver el río para sacar su ganancia.

Si sabían que había mucha expectativa, por su peso, en la definición del nuevo Auditor, y acordaron sobre un perfil los diputados locales, ¿porqué lo desahogaron primero?, y ¿no después de haber designado al titular de la CEDH? Para que muchos no se echaran atrás en sus compromisos.

Quizá si esté desligado un tema de otro, pero quizá estén más ligados de lo que aparentan.

Como sea, lo que se vio este domingo, nada menor, y por el contrario de mucha gravedad que quienes hacen leyes las violenten, refleja que los temas “salen” por acuerdos “oscuros” y poco claros, pero también reflejan que hay, y seguirá habiendo, traiciones al interior del Congreso.

About Héctor Tapia

Check Also

OPINIÓN // Jóvenes en política, un difícil trabajo

Por: Jorge Alberto Ibarra Aguilar Director municipal de la Red Mundial de Jóvenes Políticos. Como …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *